Mindfulness

Si entrenas el cuerpo, porqué no entrenar tu cerebro.

Eso es el mindfulness, una técnica con la que conocer tu mente y sentir la plenitud. Cuándo acudes al gimnasio para entrenar o realizas tu actividad física preferida ¿con qué intención lo haces? Imagino que si haces deporte y estás leyendo este blog es que tienes cierto interés en cuidar tu aspecto físico y conseguir los beneficios que hacer ejercicio conlleva: sentirse más vital, con más energía, estar más bello (estéticamente hablando), poder sentir la realización del cuerpo, moverlo para lo que fue creado… ¿Voy bien encaminada?

Ahora te planteo la siguiente pregunta: ¿Quieres también ser una persona eficaz, brillante, más amable contigo y con los demás, estar en paz? ¿Sí? Pues… ENTRENA LA MENTE.

Meditación y mindfulness en Madrid

Olga Castaneda, profesora de Yoga, Meditación y Mindfulness en Pilates Lab

Si, entrenar la mente es posible de la misma manera que entrenamos el cuerpo a través del Pilates, el Yoga o cualquier otra disciplina que se te ocurra, para estar mejor y ser físicamente más potentes y fuertes ¿Acaso la mente es un ente independiente del cuerpo y allá se las componga ella sola? ¿Así nació, así se queda? ¿Siempre tendré este ruido mental y a mi juez interior dictando sentencias constantemente y de por vida? En absoluto: la mente de un adulto es igual de moldeable y plástica que la de un niño, tan solo hay que entrenarla. La mente puede cambiar, los pensamientos pueden cambiar, la vida se puede ver desde otra perspectiva.

Qué dice la ciencia.

Actualmente existen innumerables estudios que han llegado al descubrimiento de los profundos beneficios que la práctica de la meditación. Estos beneficios se han estudiado en el campo de la psicología y la neurociencia. Por ejemplo reduciendo los cuadros de depresión en pacientes medicados, eliminando los estados de ansiedad mediante los ejercicios de concentración y relajación que se proponen o consiguiendo regular el apetito en personas con sobrepeso. Enseñanzas nacidas en la cuna oriente hace miles de años, bajo el manto de la filosofía budista, y es ahora lo que se está gestando por occidente en las últimas décadas.

¡Vaya comienzo! ¿Y de qué vamos a hablar hoy aquí? De Mindfulness.

¿De qué? Algo se oye, algo nos suena. Para muchos será la primera vez que escuchen o lean este término inglés que no tiene traducción exacta al castellano. Es la traducción inglesa de la palabra Sati. Sati es una palabra que procede de una lengua llamada Pali. Pali es la lengua utilizada por la psicología budista desde hace más de veinticinco siglos. La traducción más aproximada de Sati al español es: Atención Plena.

¿Qué es la Atención Plena?

Es la capacidad de la mente que tenemos absolutamente TODOS los seres humanos. Mindfulness ha sido descrito como un proceso de mantener cierto tipo de Atención especial a la experiencia presente, momento a momento.

También como el “Mantenimiento de una conciencia viva a la realidad presente”. Es decir, que si estas conversando con un amigo estas totalmente presente en esa conversación, atento a lo que te cuenta tu amigo y no pensando en la lista de la compra o si habrás cerrado bien el gas. Es un ejemplo un poco básico, pero en el que todos, nos sentimos bastante identificados

¿Y para qué es esto importante en la vida de las personas?

Hoy en día, sobre todo en la parte más desarrollada del mundo, uno de los mayores y más peligrosos males que sufre la humanidad es el estrés. A diario nos vemos sometidos a multitud de estímulos visuales, sonoros, auditivos.  Poco a poco, nos vamos llenando de tareas, de necesidades, de obligaciones y de compromisos. Como consecuencia la mente se va llenando  de pensamientos, emociones y sensaciones. Cuando llega a un punto de saturación la persona no sabe bien ni cómo manejar la propia vida. Como resultado se producen esos estados de ansiedad, de estrés o de depresión. Hasta ir a comprar unos calcetines o llamar a un familiar pueden ser momentos de un abismal torrente imparable de desesperación y ansiedad.

En una sociedad multitarea que cada vez exige más de nosotros, entrenar la Atención Plena (Mindfulness) puede ser el camino para encontrar la verdadera felicidad, ayudándonos a diferenciar lo que es importante de lo que no lo es.

¿En qué consiste el entrenamiento de Mindfulness?

La experiencia Mindfulness trata de simplificar nuestra vida, desgranando la experiencia al máximo, evitando distracciones por estímulos externos. No hay lugar para rememorar el pasado ni para hacer proyecciones futuras. La única realidad posible es el momento presente y lo que en él sucede. De esta forma, se logra ver la realidad, los sucesos y experiencias, tal cual son, con mayor objetividad y libres de carga emocional.

Mindfulness es un estado de conciencia o atención plena a la experiencia presente. Con aceptación radical, libre de todo control y juicio de valor. La capacidad de producir estados de Mindfulness es posible a través del empleo de diferentes técnicas de meditación, las cuales tienen su origen en las prácticas espirituales budistas.

Podría decirse que es una forma de meditación maravillosamente adaptada a occidente y nuestras necesidades. La psicología contemporánea ha adoptado el Mindfulness como una técnica para incrementar la conciencia y para responder más habilidosamente a los procesos mentales que contribuyen al desarrollo de trastornos psicopatológicos y a otro tipo de problemas del comportamiento.

Un poco de historia.

Su expansión se inició a partir del éxito de la práctica de reducción del estrés de Jon Kabat-Zinn en la Universidad de Massachusetts en 1985. Paralelamente, las investigaciones neurocientíficas demostraban su gran potencial sanador en el campo de la medicina. En la actualidad, la meditación mindfulness se está generalizando como un poderoso complemento para la medicina, la psicología cognitiva y de la conducta, la psicoterapia, etc. Otros campos a los que se dirige son: la educación, la empresa, el deporte, la asistencia e intervención social.

Mi experiencia personal.

Si has leído hasta aquí, he de suponer que el tema es de tu interés, que estás buscando respuestas a muchas preguntas que hasta el momento no has tenido. Desde mi experiencia personal, lo veía como un nuevo método de autoayuda lleno de palabrería barata. Sin embargo, la práctica formal día a día hace cambios en nuestro cerebro, los pensamientos cambian, las emociones se encauzan. Todo parece que se torna más luminoso.

Resumiendo…

Desde mi experiencia profesional guiando prácticas mindfulness en compañía de otras personas, corroboro el hecho de que los estados de ansiedad, miedo y estrés se reducen notablemente.

Hemos abierto una puerta por la que TODOS podemos pasar. No es estar sentado en un cojín media hora intentando y luchando por dejar la mente en blanco; es DEJAR IR, es pararnos a escuchar nuestra respiración, es sentir el presente tal cual es. De la misma forma que entrenamos sentadillas en el gimnasio para fortalecer nuestras piernas y poder caminar con una postura correcta, la meditación es el entrenamiento de la mente para afrontar las distintas situaciones que la vida nos plantea, con plenitud y felicidad, aceptando el presente tal y como viene. Identificando las emociones que se generan en nuestra mente ante situaciones complicadas y saliendo airosos de ellas.

Beneficios

  • Reducir el pensamiento repetitivo e improductivo que da vueltas a una misma idea sin llegar a ninguna conclusión o solución. Lo que se conoce en psicología como “rumiar”
  • Disminuir el estrés, la ansiedad y por tanto la presión arterial
  • Aumentar la memoria y la capacidad de concentrarse en una tarea
  • Reduce la reactividad emocional y el insomnio
  • Aumentar el funcionamiento del sistema inmunológico
  • Mejora del bienestar psicológico. Gestionando más eficazmente los pensamientos, las emociones y el dolor para conseguir una mayor resistencia emocional y psicológica
  • Cultiva profundos estados de relajación
  • Vivir el presente con mayor plenitud y bienestar

Si te he abierto el apetito mental, el próximo viernes 3 de noviembre a las 18.30h impartiré un taller de introducción: “Mindfulness para principiantes”  

Más de dos horas donde abordaremos de forma general las distintas prácticas y con el objetivo de crear un espacio dónde poder practicar de manera regular.

Toda la información del evento en este enlace: pincha aquí

¡Vive tu cuerpo y tu mente, sé feliz!

Olga Castañeda. – www.vivetucuerpo.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no se publicará. Los campos obligatorios están indicados *

*

5 × dos =